Todas las chicas se fijan en mi fagot

DDB firma la última aventura surrealista protagonizada por un conductor del Volkswagen Polo

Todas las chicas se fijan en mi fagot


Un joven ha constatado que el original instrumento que toca le ha convertido en el centro de atención: le hace atractivo y diferente, abre interesantes temas de conversación y es un imán irresistible para triunfar en todas las fiestas. El instrumento que toca este joven es el fagot.

Si le intriga saber qué melodía confiere tan asombroso poder, imagine una flauta de casi un metro y medio de largo. En Hamelín, el protagonista hechizaba con música a los menudos habitantes. Pero usted lo tendrá más fácil para seducir a la chica de la fiesta: sin necesidad de aprender solfeo, sólo con un Volkswagen Polo.

Este es el planteamiento de la nueva campaña que la barcelonesa agencia DDB ha lanzado para la marca. El spot nos presenta a un chico cuya habilidad musical le dota de una gran personalidad y nos ofrece una alternativa para obtener similar éxito, a través del vehículo publicitado.

La productora Goodmorning-Acne es quien se ha ocupado de poner la historia en escena, con realización de Marcus Svanberg. El anuncio promociona lo fácil que es conseguir un Polo con un gran equipamiento (aire acondicionado, radio CD, ESP, ABS y asistente de arranque en pendientes, en un coche de diseño estupendo), por 10.900 euros, financiables sin intereses. Son argumentos suficientes para quedar prendado del automóvil. Y si necesita encandilar a alguien más, ya conoce la alternativa: aprender a tocar el fagot… o el oboe.


Bookmark and Share



La sección de comentarios está cerrada.