El color de la felicidad

McCann en la publicidad y Carat con una vistosa acción de exterior lanzan la nueva estrategia de marca única de Coca-Cola

El color de la felicidad


La felicidad puede ser una noticia, un beso, un instante, un logro. Según Coca-Cola, si fuera un color sería el suyo y para enfatizar la asociación de su identidad de marca con ese sentimiento de fuerte bienestar, ha decidido que su color, el rojo, sea desde ahora el protagonista de todos sus productos.

Su nuevo enfoque de “marca única” consiste en extender los valores icónicos de la Coca-Cola original al resto de variedades (Light, Zero y Zero Sin Cafeína). ¿Cómo se insufla con estas cualidades a los demás refrescos? De un brochazo, porque desde ahora compartirán un grafismo homogéneo donde el rojo es el color dominante.

McCann se está ocupando de la comunicación del nuevo diseño de los envases. Su campaña “La felicidad tiene un color” muestra muy elocuentemente en los spots para televisión, todas las variedades de Coca-Cola contagiándose del estimulante rojo. Las latas y etiquetas contendrán una banda de otro color para distinguir cada presentación de la bebida.

Dicha campaña ha tenido como pistoletazo de salida una acción de exterior en Madrid, obra de Carat. La acción especial coincidió con la celebración del Día Internacional de la Felicidad, y consistió en iluminar de rojo algunas de las fachadas más representativas y los símbolos del relieve urbano de la capital, como el Círculo de Bellas Artes, la Casa de América o el Faro de Moncloa.

El acto más señalado se desarrolló en la Plaza de Callao. Allí el público pudo contemplar un espectáculo de magia, ilusionismo y baile, durante el cual se les desveló la nueva identidad conjunta de Coca-Cola.


Bookmark and Share



La sección de comentarios está cerrada.